El porqué de la posibilidad de un cambio en la doctrina nuclear de Irán

Consejo Estratégico en línea, texto argumentativo: Irán ha cooperado más de lo que le corresponde con el régimen internacional de no proliferación.

Reza Nasri, abogado internacional y experto en política exterior

En 1974, Irán, como uno de los primeros signatarios del Tratado de No Proliferación Nuclear (TNP), junto con Egipto, presentó a la comunidad mundial la llamada “Zona Libre de Armas Nucleares en Asia Occidental (MENWFZ en inglés), que en el mismo año fue aprobado por la Asamblea General de las Naciones Unidas en forma de una resolución. De 1980 a 2018, cada año esta resolución se aprobaba por la Asamblea General sin necesidad de votación, lo que influyó durante décadas tanto en las Conferencias de Revisión del TNP como en el discurso general sobre las armas de destrucción masiva en la región. De hecho, inspirándose en esta iniciativa, la Conferencia de Examen del TNP de 1995 pidió el establecimiento permanente de una zona libre de armas nucleares, químicas y biológicas de destrucción masiva y sus sistemas de transporte.

Durante la década de 1980, en el apogeo de la guerra entre Irán e Irak, incluso cuando el Ejército de Saddam Hussein utilizó repetidamente armas químicas contra soldados y civiles iraníes, Irán nunca recurrió a una respuesta recíproca ni intentó adquirir la capacidad de destrucción masiva mediante armas nucleares. Incluso en plena guerra, el Imam Jomeini prohibió el uso de armas de destrucción masiva basándose en enseñanzas religiosas, y de esta manera una vez más (a través del poder blando) Irán ayudó a fortalecer los objetivos del régimen internacional de no proliferación.

De hecho, en un momento en que el régimen israelí ocultaba su arsenal nuclear tras la “doctrina de la ambigüedad deliberada”, Irán firmó todos los tratados y acuerdos internacionales importantes relacionados con la producción y el uso de armas de destrucción masiva y fue sometido a la inspección de cada uno de ellos. Entre estos tratados y acuerdos (en ninguno de los cuales el régimen israelí es miembro) se encuentran el Tratado de No Proliferación Nuclear (TNP), la Convención sobre Armas Biológicas (BWC), la Convención sobre Armas Químicas (CWC), el Tratado de Prohibición Completa de los Ensayos Nucleares (TPCE) y el Plan Integral de Acción Conjunta (PIAC).

En este sentido, cabe mencionar que en 1995, en la declaración que Irán presentó a la Corte Internacional de Justicia para ayudarla a expresar su opinión consultiva sobre la amenaza de utilizar, o utilizar armas nucleares, basándose en las disposiciones de la Carta de las Naciones Unidas y el derecho internacional humanitario, Irán rechazó enérgicamente la legalidad de la amenaza o el uso de armas nucleares bajo cualquier circunstancia; Mientras que al mismo tiempo, Estados Unidos afirmó en su declaración que no existe ninguna prohibición general en el derecho internacional ni en la costumbre internacional respecto del uso de armas nucleares.

En 2003, en medio de acusaciones infundadas y especulaciones de los países occidentales sobre la naturaleza militar del programa nuclear de Irán, la postura oficial de Irán sobre las armas de destrucción masiva en el escenario internacional fue confirmada una vez más por la fatwa del Líder de la Revolución sobre la prohibición de la producción, el almacenamiento y el uso de armas nucleares, basándose en principios islámicos. En 2012, el Líder de Irán asistió personalmente a la cumbre del Movimiento de Países No Alineados en Teherán y enfatizó la posición de Irán. Él rechazó categóricamente las afirmaciones de Occidente sobre los objetivos ocultos del programa nuclear pacífico de Irán y al referirse el doble rasero de Estados Unidos hacia el concepto de no proliferación de armas nucleares, enfatizó: “La amarga ironía de nuestro tiempo es que el gobierno de Estados Unidos, que posee el mayor y más mortífero arsenal de armas nucleares y otras armas de destrucción masiva, y es el único país culpable de utilizarlas, hoy busca enarbolar la bandera de oposición a la proliferación nuclear”.

Posteriormente, en 2015, Irán y el grupo 5+1 (Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Rusia, China y Alemania junto con la UE) concluyeron el PIAC después de doce años de duras negociaciones sobre el programa nuclear de Irán. El objetivo del PIAC era resolver las preocupaciones de Occidente sobre el programa nuclear iraní, imponiendo restricciones a las actividades nucleares del país a cambio del levantamiento de las sanciones. Según el acuerdo, Irán aceptó reducir significativamente su capacidad y reservas de enriquecimiento de uranio, cambiar el uso de algunas de sus instalaciones nucleares y estar sometido a inspecciones internacionales para que verifiquen el cumplimiento de sus obligaciones. Por otro lado, los países del P5+1 y la UE acordaron cancelar las sanciones económicas impuestas a Irán y normalizar las relaciones comerciales y económicas del mundo con Irán.

No es necesario recordar que Irán, como lo confirman numerosos informes de la Agencia Internacional de Energía Atómica (OIEA), cumplió completamente con sus obligaciones, mientras que las partes contrarias se negaron a cumplir con sus deberes.

Finalmente en 2018, Estados Unidos, bajo la administración Trump, retirándose del PIAC e implementando una política de máxima presión, respondió a tres años de cumplimiento unilateral de compromisos por parte de Irán, de tal modo que según las estimaciones más optimistas, causó más de un billón de dólares en daños a la economía iraní.

En el apogeo de la crisis del coronavirus, Estados Unidos no moderó esta cruel política, ni siquiera por razones humanitarias, y al afectar la capacidad de Irán para proporcionar vacunas y medicamentos, provocó un aumento significativo de las víctimas entre los ciudadanos iraníes que padecían la enfermedad.

La siguiente administración de Estados Unidos, encabezada por Joe Biden, siguió prácticamente la misma política de máxima presión hacia Irán, y contrariamente a sus promesas electorales de reactivar el PIAC, al intensificar las sanciones y tomar medidas encubiertas, amenazó la estabilidad política y seguridad nacional de Irán.

Entre las acciones hostiles del gobierno estadounidense contra Irán se pueden mencionar las siguientes: El intenso apoyo político, diplomático, militar y de inteligencia al régimen israelí contra Irán, incluido el ataque de este régimen a la sección consular de la embajada iraní en Damasco el 1 de abril de 2024; La complicidad de este gobierno en el sabotaje, los actos terroristas y los asesinatos selectivos del régimen israelí dentro y fuera de Irán; Aumentar la ayuda financiera y militar al régimen israelí; La complicidad en ocultar el arsenal de armas nucleares del régimen israelí, que a veces los funcionarios del régimen también amenazan implícitamente con utilizarlas; Apoyar abiertamente el genocidio del régimen israelí en Gaza, que ha tenido importantes consecuencias para la seguridad de la región; Sus constantes amenazas de utilizar la fuerza contra las instalaciones nucleares de Irán; Incrementar la presencia militar y naval en el Golfo Pérsico; Y buscar el llamado proceso de normalización entre el régimen israelí y los países árabes, cuyo principal objetivo es organizar un nuevo orden regional contra Irán y contra los intereses vitales y la seguridad del país.

En esta situación, parece natural que en Irán, como un país amenazado que ha recibido unilateralmente todos los costos de resolver las preocupaciones nucleares de los países occidentales sin aprovechar ninguno de sus beneficios económicos y de seguridad, surjan preguntas fundamentales sobre la eficacia de su actual doctrina nuclear y defensiva.

Estados Unidos y sus aliados solo deberían culparse a sí mismos por estas preguntas tan fundamentales que se plantean en Irán o al menos en partes de la sociedad y el sistema político del país. La verdad es que Irán está decidido a no permitir que Estados Unidos y sus aliados garanticen sus intereses a costa de cuestionar y dañar la seguridad y la prosperidad económica del país. Por lo tanto, estos países se encuentran ahora en un punto en el que tienen que elegir entre continuar con las políticas hostiles que han llevado a Irán hasta este punto, y buscar soluciones diplomáticas reales y duraderas. Parece que Irán está preparado para ambos escenarios.

0 comentarios

LATEST CONTENT

Grupo BRICS; Capacidades y oportunidades

Consejo Estratégico en línea, texto argumentativo: Recientemente, el ministro de Relaciones Exteriores de Rusia, Serguéi Lavrov ha dicho: “El grupo BRICS está revisando actualmente alrededor de 30 solicitudes de diferentes países que proponen diversas formas de cooperación. El aumento del número de países que solicitan ser miembros de BRICS puede indicar la creciente importancia de este grupo en las relaciones políticas y económicas del sistema internacional”.

El régimen sionista se ve obligado a aceptar un alto el fuego en la guerra de Gaza

Consejo Estratégico en línea, entrevista: Un experto en cuestiones de Asia Occidental dijo: “La reciente resolución propuesta por Estados Unidos para establecer un alto el fuego en Gaza y liberar a los prisioneros fue aprobada con 14 votos positivos y una abstención (Rusia) y sin ningún voto en contra en la reunión del Consejo de Seguridad de la ONU. Todavía ninguno de los bandos en la guerra de Gaza ha aceptado esta resolución”.

Perspectivas de la demanda mundial de petróleo en las próximas décadas

Consejo Estratégico en línea, entrevista: El ex representante de Irán en la OPEP dijo: “El informe de la Agencia Internacional de la Energía que indica que el mercado mundial del petróleo enfrentará un superávit significativo al final de esta década, no es un informe dirigido a todos los países y regiones, sino que solo incluye a algunos países, especialmente a los europeos”.

Costos y amenazas estratégicas de la firma del tratado de seguridad y defensa de Estados Unidos con Arabia Saudí

Consejo Estratégico en línea, texto argumentativo: El acuerdo de paz entre algunos gobiernos árabes y el régimen sionista es una de las iniciativas regionales importantes del gobierno estadounidense, que comenzó oficial y seriamente en 2015, para que, si es posible, la atmósfera de tensión y conflicto se transforme en cooperación y alineación con el régimen sionista.

El enfoque de Hamás respecto del plan de alto el fuego estadounidense

Consejo Estratégico en línea, entrevista: Un experto en cuestiones palestinas dijo: “El tema de los planes de alto el fuego no tiene que ver necesariamente con la cuestión de detener la guerra en Gaza y el intercambio de prisioneros, sino que la importante cuestión es definir el futuro después de la guerra para cada uno de los dos bandos”.

Un análisis sobre la reciente resolución del Consejo de Gobernadores contra Irán

Consejo Estratégico en línea, entrevista: Un abogado y experto en temas internacionales dijo: “Las abstenciones y los votos negativos a la resolución del Consejo de Gobernadores sobre Irán no deben eclipsar la importancia de la resolución. La experiencia de las resoluciones anteriores ha demostrado que las resoluciones afectan negativamente el rumbo del caso del programa nuclear de Irán”.

Loading

Últimas publicaciones

Grupo BRICS; Capacidades y oportunidades

Consejo Estratégico en línea, texto argumentativo: Recientemente, el ministro de Relaciones Exteriores de Rusia, Serguéi Lavrov ha dicho: “El grupo BRICS está revisando actualmente alrededor de 30 solicitudes de diferentes países que proponen diversas formas de cooperación. El aumento del número de países que solicitan ser miembros de BRICS puede indicar la creciente importancia de este grupo en las relaciones políticas y económicas del sistema internacional”.

El régimen sionista se ve obligado a aceptar un alto el fuego en la guerra de Gaza

Consejo Estratégico en línea, entrevista: Un experto en cuestiones de Asia Occidental dijo: “La reciente resolución propuesta por Estados Unidos para establecer un alto el fuego en Gaza y liberar a los prisioneros fue aprobada con 14 votos positivos y una abstención (Rusia) y sin ningún voto en contra en la reunión del Consejo de Seguridad de la ONU. Todavía ninguno de los bandos en la guerra de Gaza ha aceptado esta resolución”.

Perspectivas de la demanda mundial de petróleo en las próximas décadas

Consejo Estratégico en línea, entrevista: El ex representante de Irán en la OPEP dijo: “El informe de la Agencia Internacional de la Energía que indica que el mercado mundial del petróleo enfrentará un superávit significativo al final de esta década, no es un informe dirigido a todos los países y regiones, sino que solo incluye a algunos países, especialmente a los europeos”.

Costos y amenazas estratégicas de la firma del tratado de seguridad y defensa de Estados Unidos con Arabia Saudí

Consejo Estratégico en línea, texto argumentativo: El acuerdo de paz entre algunos gobiernos árabes y el régimen sionista es una de las iniciativas regionales importantes del gobierno estadounidense, que comenzó oficial y seriamente en 2015, para que, si es posible, la atmósfera de tensión y conflicto se transforme en cooperación y alineación con el régimen sionista.

El enfoque de Hamás respecto del plan de alto el fuego estadounidense

Consejo Estratégico en línea, entrevista: Un experto en cuestiones palestinas dijo: “El tema de los planes de alto el fuego no tiene que ver necesariamente con la cuestión de detener la guerra en Gaza y el intercambio de prisioneros, sino que la importante cuestión es definir el futuro después de la guerra para cada uno de los dos bandos”.

Un análisis sobre la reciente resolución del Consejo de Gobernadores contra Irán

Consejo Estratégico en línea, entrevista: Un abogado y experto en temas internacionales dijo: “Las abstenciones y los votos negativos a la resolución del Consejo de Gobernadores sobre Irán no deben eclipsar la importancia de la resolución. La experiencia de las resoluciones anteriores ha demostrado que las resoluciones afectan negativamente el rumbo del caso del programa nuclear de Irán”.

Loading